El lupanar y la academia


Nadie está dispuesto a debatir o discutir nada que pueda poner en riesgo un milímetro de su futuro curricular. Hablo de currículo, no de profesionalidad. La profesionalidad se reduce hoy día a curriculum. Es decir, a papelería. La ansiedad curricular es más poderosa que la libertad. Más poderosa incluso que el dinero. Y eclipsa además toda profesionalidad académica y universitaria. Es la única diferencia entre el prostíbulo y la universidad, entre el lupanar y la academia. Aquél se mueve por dinero; ésta, por ilusión curricular. La actividad es prostibulariamente la misma: la hipoteca del yo.



Jesús G. Maestro

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...