Fascinación por lo incomprensible

Icásticas teselas

A la gente ignorante, torpe, nesciente..., le fascina lo incomprensible. Es más: convierte lo comprensible en incomprensible para sentirse (subrayo lo de sentirse) más fascinados. Gustavo Bueno los llamaría imbéciles. Y con razón. Y, francamente, la mayoría de esta gente se declaran poetas, escritores, artistas, filósofos incluso..., en realidad, sólo son bobos sin discreción, paranormales acreditados y anómicos engreídos, pasto de sofistas y combustible de embaucadores. Y más de uno con cátedra universitaria.

Jesús G. Maestro


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...